+
Impresionante ha sido volver a esta isla azotada por la gran ola el 26.12.04. En años anteriores cientos de viajeros de todo el mundo la visitábamos

Volver a Pulau Weh


Los bosques tropicales de Pulau Weh

  • Aguas cristalinas en Pulau Weh

  • Pulau Weh luego del tsunam

Impresionante ha sido volver a esta isla azotada por la gran ola el 26.12.04. En años anteriores cientos de viajeros de todo el mundo la visitábamos, ahora somos sólo 7 viajeros.

Domingo 08.07.05; Poco a poco nos fuimos encontrando con los habitantes de la isla más queridos. Andy, el joyero ahora trabajando con los NGO, organizaciones no gubernamentales que vinieron en ayuda de los damnificados del tsunami. Yasin, el buen hombre que acarreaba todo tipo de bultos en la playa de Iboih.

Con decirles que hasta llevaba en brazo niños pequeños desde sus casas hasta la casa de sus abuelos. Al vernos sonrió con cariño. Yasin estaba más flaco y envejecido. Hanum, el pescador que perdió su casa, su restaurant y su bote, sonrió contento al vernos.

Isla Pulau Weh
Isla Pulau Weh

Ahora gracias a la ayuda de la gente de un pueblo en Austria, volvió a tener su casa y restaurant. Norma la dueña de OÓng Resort, buena moza y amable como siempre. Estamos hospedados en uno de sus bungalows, el mejor, con vista al mar y a la jungla.

En Iboih no murió nadie ,el tsunami se llevó algunas cabañas y restaurantes de la pequeña aldea. La mezquita resultó dañada y ya está reparada. El Club de Buceo se lo llevó la gran ola. Se rescataron los equipos. Hay que reconstruirlo y el dueño está esperando que le llegue la ayuda de los NGO para hacerlo, teniendo éste el suficiente dinero para hacerlo.

Otras personas dueñas de hoteles tienen los bungalows que les quedaron en pie, pero vacíos dentro y en 6 meses no han hecho absolutamente nada.

Todos a la espera que el grupo de las organizaciones no gubernamentales les regalen lo que perdieron. Hace pocos dias les dieron dinero para construir nuevos bungalows. No se ve que se apresten a construir : ¿Qué habrán hecho con ese dinero?

Después del tsunami, se presume, por el relato de un testigo incierto, que la armada de distintos países vinieron a limpiar las costas de Iboih de los enormes corales que yacían sin vida a orillas del mar, de pedazos de botes pescadores, de maderas de las casas que devolvió el mar, etc...

Todavía quedan muchos desechos olvidados fuera de las casas, a los que nadie ponen en orden o quema. Llenándose de insectos y arañas peligrosos para los niños que por ahí juegan.

Juanita


comparte esta página en: